X
0 Artículos
Cesta
0 Artículos
X
Acceder
REGISTRARME EN FINESTRES
LIBRERÍA
PARA
LEER
Finestres
0
Compartir
Guardar en favoritos
Recomendaciones
Conociendo a Eduard Limónov
por
Kiko Amat
16.03.2021

Eduard Limónov para principiantes. Te invitamos a conocer al autor ruso coincidiendo con el primer aniversario de su muerte.

¿Quién es?

Dependiendo de a quién le hagan ustedes la pregunta, Limónov es un maldito notas, un fascista loco, un machista repugnante, narcisista empedernido, megalómano y delirante, mentiroso patológico, “poeta laureado de la envidia”, gerontófobo y pedófobo, aborrecedor de la literatura clásica rusa y “cualquier reunión de intelectuales” (bien por ti, Édichka), literato anti-literatos, fan de lo heroico y lo bélico, representante egregio de la primera persona sin requilorios ni afeites, biógrafo y memorista sin par y uno de los mejores escritores rusos de los ochenta hasta nuestros días.

¿Qué ha escrito?

Decenas de libros, casi todos biográficos de una forma más o menos patente. Los hay sobre su infancia estalinista, su adolescencia bandida, su juventud de poeta vanguardista y fabricante de samizdat, su etapa de emigrado neoyorquino, su empleo como mayordomo de un millonario yanqui, su etapa como mito iconoclasta en París (donde la intelectualidad en pleno le besuqueaba los glúteos día sí día también), su loca incursión en política balcánica, su fundación de los Nasbol (Nacional-Bolcheviques), su encarcelamiento...

¿Por qué me gustará?

Como ya habrá deducido, paciente lector, no está tan claro que Eduard vaya a gustarle. Tiene un número tan alto de acérrimos detractores como de acólitos. Eso sí, si usted es de los segundos, entonces le gustará MUCHO (Limónov raramente facilita los términos medios). No hace falta decir que para que uno pueda disfrutar de sus libros es indispensable que sienta un interés profundo en el mismo Limónov, persona y personaje, pues todo lo que escribe, de la primera a la última palabra, va de ÉL.

¿Por dónde comienzo a leerle?

Un favorito universal entre nosotros, los limonkistas, es Soy yo, Édichka (Marbot 2014, descatalogado), relato en primera persona semi-histérica y furiosa y declamatoria de su estancia en Nueva York. Contiene el famoso revolcón homosexual con homeless negro que dio pie al título francés de la obra: Le poète russe préfère les grands nègres (Al poeta ruso le gustan los negrazos). Asimismo, muchos lectores de a pie tuvieron noticia de la existencia del autor por la biografía homónima que escribió Emmanuel Carrère, y de la que (cómo no), Eduard echaba pestes. 

Una cita.

“¡Dios santo! Qué repugnante es el pasado, y cuánto espacio ocupa”.

¿Alguna cosa más?

Por desgracia, Eduard Limónov nos dejó en el 2020, pero la editorial Fulgencio Pimentel está dedicada en cuerpo y alma a recuperar su obra. Por lo tanto no esperen novedad futura, pero si nutrida retrospectiva y novelas inéditas.

El autor
EDUARD LIMÓNOV

Limónov (1943-2020) fue uno de los personajes más extravagantes que han dado las letras rusas de las últimas décadas. Su vida fluyó por los meandros más inverosímiles: de adolescente pendenciero a poeta underground de la disidencia soviética en Moscú; de vagabundo en Nueva York a mayordomo de un millonario en la misma ciudad; de escritor de éxito en París a soldado en la guerra de los Balcanes del lado de los serbios. Limónov daría un giro todavía más sorprendente en su andadura vital al volver a la Rusia postcomunista para fundar el Partido Nacional Bolchevique, que sería después prohibido. Acusado de intento de golpe de Estado y condenado por tráfico de armas, fue durante su estancia en prisión donde echó la vista atrás para escribir El libro de las aguas. Falleció en Moscú el 17 de marzo de 2020.

*Foto de Gérard Gastaud.